Estilo de vida | Tips

Reproducción asistida: ¿qué debo saber?, ¿qué pasos debo seguir?

18 diciembre, 2018

5.0
01

¿Habéis tenido problemas para lograr un embarazo?, ¿habéis buscado ayuda para quedaros embarazada?, ¿qué opináis de la reproducción asistida?

Seguro que por desgracia muchas de las que estáis leyendo esto ahora mismo, habéis tenido o tenéis problemas para hacer realidad vuestro sueño de ser madre. Yo me considero muy afortunada ya que nosotros no tuvimos ningún tipo de problema para ser padres y también mucha suerte porque ya tenemos la parejita, algo que deseábamos mucho.

Como os digo no tuve problemas pero en caso de haber tenido algún tipo de dificultad o no lo lograr quedarme embarazada en el plazo estimado, no hubiese dudado en ningún momento en ponerme en manos de profesionales. Es más, os cuento que tengo amigas que se han sometido a esta técnica con éxito.

 

 

Todas pensamos que no tendremos dificultad para concebir de forma natural, pero en realidad, son muchísimas las parejas que tienen dificultad para conseguirlo. En estos casos, la reproducción asistida es una alternativa estupenda para hacer realidad ese deseo.

Seguro que en muchísimas ocasiones habéis oído hablar de la fecundación in vitro y la inseminación artificial, ya que son las principales técnicas de la reproducción asistida.

Hoy quiero resolver algunas dudas sobre estas técnicas y así conocer algo más sobre ellas, para que sepáis qué pasos hay que seguir entre otras cuestiones.

FECUNDACIÓN IN VITRO

La fecundación in vitro es una técnica con una tasa de éxito que llega a superar en algunos casos el 50%. En esta técnica los profesionales unen el espermatozoide con el óvulo para que luego puedan implantar en el útero de la mujer el embrión.

Antes de que esto suceda, la mujer debe someterse durante 10-20 días a un tratamiento hormonal para aumentar el nivel de ovocitos. A esta fase se le llama estimulación ovárica y la mujer es controlada durante este tiempo mediante análisis de sangre y ecografías.

La siguiente fase es la captación ovárica, en ese momento se necesita una muestra de semen de la pareja o bien del donante y a la mujer se le extraen los ovocitos en el quirófano con la paciente sedada para evitar posibles dolores o molestias.

El tercer paso a seguir es la unión del espermatozoide con el óvulo.

El cuarto y último paso de esta técnica, es el momento más esperado por la pareja ya que hay que introducir a través del cuello del útero a los embriones.

En la introducción de los embriones la paciente no está sedada, pero seguramente estará algo nerviosa y muy emocionada.

Ahora toca esperar un poquito ya que hasta unos 13-14 días no se podrá realizar el test de embarazo.

Aquí viene para mí lo más importante…

Si queréis someteros a cualquier técnica de reproducción asistida, os aconsejo que siempre acudáis a especialistas. En un centro inseminación artificial os ofrecerán toda la información necesaria para que podáis aclarar todas vuestras dudas y poder tomar la mejor decisión. Una vez dicho esto, os cuento de qué se trata la otra técnica.

 

 

INSEMINACIÓN ARTIFICIAL

En esta técnica se coloca en el últero una muestra de semen, que anteriormente ha sido seleccionada y preparada para mejorar la calidad de los espermatozoides y aumentar las posibilidades de fecundación.

En esta técnica, también la mujer se debe someter a un proceso hormonal y a una inyección de hormonas para estimular los ovarios. Este proceso unos 12 días.

La inseminación no se lleva a cabo cualquier día ya que se debe elegir el día más fértil del ciclo de la mujer y para ello, se lleva a cabo un seguimiento de la ovulación. Unas horas antes de la inseminación a la paciente se le inyecta la hormona hCG.

El semen se introduce en el útero y la fecundación del óvulo se genera en las trompas uterinas.

La inseminación no produce ningún dolor y la mujer no tiene que hacer reposo.

El porcentaje de éxito se encuentra entre el 10% y 20% y lógicamente hay factores que afectan en la tasa de éxito como la edad (se aconseja que la mujer tenga menos de 38 años).

 

 

Sígueme y dame un like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *