Cabello

¿Quieres un cabello perfecto?

21 enero, 2019

4.5 (90%) 2 votes

Siempre digo que nuestro pelo, la sonrisa y las manos son nuestra mejor carta de presentación. De nada sirve llevar un vestido carísimo ni un maquillaje perfecto, si llevamos mal el pelo.

Yo creo que podríamos afirmar que la mayoría de mujeres sueñan con tener el cabello perfecto, ese que luce brillante y con un aspecto sano y saludable. Y aunque a muchas os parezca complicado, lucir el cabello perfecto es únicamente cuestión de constancia y por supuesto, usar los productos perfectos.

 

 

Cuando os hablo de productos perfectos, me estoy refiriendo a utilizar los productos que se ajusten a las necesidades de nuestro cabello y no exagerar con la cantidad.

A veces no le damos importancia a la hora del lavado y es uno de los momentos más delicados por los que pasa nuestro pelo porque mojado nuestro pelo es aún más delicado.

Frotar para limpiar, frotar para secar y cepillar sin piedad, son actos que repercuten seriamente sobre la salud de nuestro pelo.

Debemos dedicar tiempo al lavado porque no se trata de frotar, ya que debemos de hacerlo de forma suave y dedicándonos unos minutos para pararnos en el cuero cabelludo y favorecer la circulación con un masaje suave.

 

 

El champú que utilizamos es fundamental porque debe ajustarse a las necesidades de nuestro cabello. Anti-caspa, anti-caída, para cabello graso, reparador, purificante, para rizos perfectos, etc….

Como todas sabemos el abanico de posibilidades y de marcas es super amplio, así que si tenéis dudas y no sabéis el producto perfecto que debéis comprar, podéis hacer click aquí y encontraréis más información sobre los tipos de champús que podemos encontrar en el mercado en esos momentos.

Hay algo importante de los champús que os reconozco que yo desconocía hace años, ya que yo siempre usaba champús que me hicieran muchísima espuma porque pensaba que eran los únicos capaces de limpiar bien mi pelo. En cambio, los menos agresivos son aquellos que hacen poca espuma.

Yo ahora estoy utilizando una gama micelar porque después del duro verano, mi pelo necesita mucha hidratación. Me lavo el pelo día sí y día no y siempre utilizo acondicionador de la misma gama.

Además, una vez por semana me aplico mascarilla.

 

El agua caliente está prohibida para nuestro pelo y eso me cuesta muchísimo llevarlo a cabo porque me encanta ducharme con el agua muy caliente, aún siendo consciente de lo negativo que es.

El agua fría ayuda a la circulación sanguínea y nos deja el cabello más brillante.

A no ser que queráis lucir un pelo quemado y una puntas abiertas, debéis incluir en vuestra rutina el bendito protector térmico.

Después de leer este post todas debéis haceros esta promesa: “Jamás secaré mi cabello sin aplicar un protector térmico y siempre me peinaré comenzando por las puntas”.

Y como último y para asegurarnos de lucir un cabello 10, debemos comer lo necesario aunque no nos guste mucho. Así que ya sabéis, más cereales integrales para equilibrar la producción de aceites esenciales y más frutos secos que le aportan a nuestro pelo biotina y zinc.

Si todas seguimos estos consejos al pie de la letra, nos aseguramos lucir un cabello perfecto. ¿No os parece estupendo?.

Sígueme y dame un like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *