Remedios caseros

¿Cómo curar un orzuelo externo rápidamente?

4 octubre, 2018

5 (100%) 1 vote

Seguro que en alguna ocasión os habéis encontrado en esta situación. De repente el ojo te duele, sientes molestias al parpadear, sensación de escozor, legañas, secreciones mucosas en el ojo, se pone la zona enrojecida y notas como una zona de tu ojo se hincha un poquito. Pues sí, para tu sorpresa te salió un orzuelo que sinceramente además de doloroso e incómodo, es bastante poco estético.

 

 

Si os estáis preguntando exactamente porque os salió, pues os cuento que es algo que padecemos casi todos en algún momento de nuestra vida y es debido a la inflamación de unas glándulas sebáceas. Notaréis el orzuelo en la zona de las pestañas o en los párpados y doy fe de ello, ya que yo he tenido la mala suerte de sufrirlos en ambos sitios.

Normalmente nos dicen que para evitar los orzuelos, debemos tener cuidado y no tocarnos los ojos con las manos sucias para evitar las bacterias, pero también aseguran que pueden salir por el estrés o incluso por cambios hormonales.

El último orzuelo externo que yo tuve que sufrir ,fue justamente hace unos días y apareció de forma repentina y bastante dolorosa en mi ojo derecho. Noté molestia al parpadear y una pequeña inflamación rojiza en el borde de las pestañas inferiores.

 

¿Cómo curar el orzuelo externo rápidamente?

  • Lo más importante es no pinchar, no tocar, no apretar y no frotar la zona.
  • Esto cuesta un poquito, pero es importante evitar el maquillaje hasta que el orzuelo desaparezca. Ya sabéis, nada de máscara de pestañas ni delineado por la zona afectada.

¿Qué remedios casero puedo utilizar?

  • Podéis aplicaros agua tibia sobre el orzuelo con la ayuda de una gasa. Se puede dejar reposar 5-10 minutos.
  • Un remedio casero que a mí me gusta mucho es el té verde. Simplemente tenéis que hacer una infusión y dejarla enfriar. Después tenemos que empapar una gasa o algodón y colocarlo sobre la zona afectada. Podemos dejar reposar 10 minutos.

 

 

  • La infusión de manzanilla es otro de mis remedios casero favoritos y se realiza de la misma forma que la infusión anterior de té verde.
  • En muchas ocasiones os he hablado de las muchísimas ventajas que supone tener en casa una planta de aloe vera. Para poder beneficiarte de todas sus propiedades, tenemos que cortar una hoja de aloe vera en sentido longitudinal y abrirla por el centro para sacar la sábila. Con la ayuda de un algodón cogemos un poco y aplicaremos sobre el orzuelo de forma suave. Se puede hacer dos veces al día, por la mañana y por la noche.
  • Y por último podemos utilizar el remedio casero más antiguo para eliminar las bolsas y ojeras, el famoso pepino que actúa como un astringente natural. Cortaremos una rodaja y la ponemos sobre el ojo afectado para reducir la inflamación.

 

 

Recordad que en caso necesario, lo más recomendable es acudir a vuestro médico de cabecera.

Sígueme y dame un like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *